Scroll to top
  • Venta e instalación de ventanas y puertas en Madrid

¿Cómo quitar la condensación en las ventanas?

La condensación de las ventanas es un problema recurrente que ocurre en prácticamente todos los hogares y se produce por un exceso de humedad dentro de la vivienda. Es un tanto incómodo limpiar las ventanas y cristales cuando hay condensación y por eso es algo a evitar en la medida de lo posible.

El objetivo principal para erradicar la condensación de las ventanas y otros elementos de la vivienda es conseguir reducir la humedad. Una vez logrado esto, la condensación se eliminará y además contribuiremos a conservar mucho mejor la estructura de la casa, ya que la humedad afecta de manera negativa a los muros y paredes del edificio.

¿Por qué se produce la condensación?

La condensación consiste en un proceso en el que un elemento en estado gaseoso se enfría y se transforma en estado líquido. Un ejemplo muy sencillo es la lluvia, que se produce por el efecto condensación. El vapor de agua de las nubes al condensarse se transforma en gotas de lluvia que caen al suelo. Lo mismo sucede en los hogares.

Aquí el vapor de agua que contiene el aire se condensa al entrar en contacto con superficies muy frías, como las ventanas, que son el elemento ideal para que se produzca la condensación, sobre todo en invierno cuando las temperaturas son más bajas. Sin embargo, no son solo las temperaturas bajas las principales causantes de la condensación, también lo es el exceso de humedad como hemos visto antes.

En una vivienda es normal que haya humedad por distintos factores, normalmente por las distintas actividades que se producen a diario en una casa, como puede ser cocinar, darse un baño, accionar el lavavajillas, etc. Los sistemas de climatización, calefacción o los propios humidificadores son los causantes del aumento de la humedad del hogar.

La calidad de las ventanas es un aspecto fundamental para evitar la condensación. No es lo mismo disponer de ventanas antiguas o ventanas PVC que aíslan mucho mejor y están preparadas para conservar con más precisión la energía del hogar.

¿Por qué se produce la condensación?

La condensación consiste en un proceso en el que un elemento en estado gaseoso se enfría y se transforma en estado líquido. Un ejemplo muy sencillo es la lluvia, que se produce por el efecto condensación. El vapor de agua de las nubes al condensarse se transforma en gotas de lluvia que caen al suelo. Lo mismo sucede en los hogares.

Aquí el vapor de agua que contiene el aire se condensa al entrar en contacto con superficies muy frías, como las ventanas, que son el elemento ideal para que se produzca la condensación, sobre todo en invierno cuando las temperaturas son más bajas. Sin embargo, no son solo las temperaturas bajas las principales causantes de la condensación, también lo es el exceso de humedad como hemos visto antes.

En una vivienda es normal que haya humedad por distintos factores, normalmente por las distintas actividades que se producen a diario en una casa, como puede ser cocinar, darse un baño, accionar el lavavajillas, etc. Los sistemas de climatización, calefacción o los propios humidificadores son los causantes del aumento de la humedad del hogar.

La calidad de las ventanas es un aspecto fundamental para evitar la condensación. No es lo mismo disponer de ventanas antiguas o ventanas PVC que aíslan mucho mejor y están preparadas para conservar con más precisión la energía del hogar.

¿Cómo se elimina la condensación de las ventanas?

El remedio más rápido y sencillo es el de ventilar la vivienda con aire del exterior, de esta forma desciende la humedad en el interior y es más complicado que se produzca la condensación. También se pueden usar deshumidificadores y calefactores para conseguir el objetivo. Estas son algunas recomendaciones para evitar la condensación de las ventanas:

Mantener las cortinas y persianas abiertas

De esta manera el aire podrá circular entre los vidrios de las ventanas y no se producirá la condensación.

Mantener una temperatura agradable

La condensación sucede la mayoría de las veces cuando la temperatura baja de los 17ºC en el interior del hogar, de ahí que sea tan importante disponer de una temperatura equilibrada, tanto en verano como en invierno. De esta manera será más difícil que se forme vapor de agua en las ventanas.

Sistema de extracción de humos

Son esenciales en la cocina para evacuar los humos y el calor cuando se cocina, de esta forma se evita la condensación. En el cuarto de baño también es recomendable disponer de un sistema de ventilación o extracción similar.

Utilizar deshumidificadores

Estos aparatos absorben la humedad del ambiente y eliminan el vapor de agua del aire. Producen el efecto contrario a los humidificadores, por tanto si se utilizan estos últimos hay que controlar que no generen demasiada humedad en la casa.

Disponer de ventiladores

Los ventiladores de techo son recomendables para que el aire circule por la vivienda y, si están ubicados cerca de las ventanas, mucho mejor para que la ventilación no se produzca.

Utilizar deshumidificadores

Estos aparatos absorben la humedad del ambiente y eliminan el vapor de agua del aire. Producen el efecto contrario a los humidificadores, por tanto si se utilizan estos últimos hay que controlar que no generen demasiada humedad en la casa.

Cambiar las ventanas

Si las ventanas son antiguas puede ser una buena alternativa elegir ventanas modernas con vidrios de baja emisividad (Low E) u otro tipo de ventanas con alta innovación tecnológica que reduzca la posibilidad de formar condensación. Es preferible contar con un profesional cualificado y experimentado a la hora de revisar sus ventanas, así le podrá aconsejar sobre el tipo de ventana más adecuado para su vivienda, sobre todo si hay demasiada humedad en su interior.

En Kapelia disponemos de las ventanas que necesita su hogar. No dude en contactar con nosotros para recibir el asesoramiento que necesita y disfrutar de la última tecnología en ventanas para su hogar.

¿Quieres información?

No dudes en contactar con nosotros, estaremos encantados de poder resolver tus dudas y brindarte la mejor solución a tu necesidad.